Visor de contenido web

Noticia: Revilla afirma que el proyecto de accesibilidad de la estación de Bezana erradicará un "punto negro" de Cantabria

El presidente ha asistido a la presentación de las obras que tienen un presupuesto de superior a los 3 millones y un plazo de ejecución de 12 meses

Santander - 15.05.2018

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha asegurado hoy que el proyecto de mejora de la accesibilidad de la estación de ferrocarril de Santa Cruz de Bezana permitirá erradicar "uno de los puntos negros que era más necesario solucionar" en la Comunidad Autónoma, dado el "riesgo permanente" que se generaba en este lugar con el paso de los peatones a uno y otro lado de las vías.

"Lo increíble es que no haya ocurrido nada en todos estos años", ha dicho Revilla en la presentación de las obras, que cuentan con un presupuesto de 3.281.154 euros y un plazo de ejecución de 12 meses.

El jefe del Ejecutivo ha valorado positivamente la solución que el Ministerio de Fomento va a dar al problema de accesibilidad que presenta la estación ¿"el proyecto está muy bien hecho"- y ha señalado que, pese a que no es una actuación especialmente relevante en cuanto a presupuesto, "las obras no se miden solo por su importe económico, sino por la utilidad que generan para los vecinos", como es el caso de la intervención que va a realizarse en Bezana.

El acto ha contado igualmente con la presencia del ministro de Fomento, Íñigo de la Serna; el consejero de Obras Públicas y Vivienda, José María Mazón, y el alcalde de Bezana, Pablo Zuloaga, entre otras autoridades.

Antonio López, el responsable de la obra, ha explicado sobre paneles las líneas maestras de este proyecto que consistirá, fundamentalmente, en el recrecido y ampliación de andenes, la ejecución de un paso inferior con ascensores y marquesinas, y el tratamiento de los accesos a ambos lados de la estación, que incluye la construcción de un pequeño edificio de entrada desde la calle Respuela.

El paso inferior con ascensores resolverá los principales problemas de accesibilidad de la estación y suprimirá el flujo de viajeros entre andenes por el paso a nivel existente al final de los andenes, en el lado oeste.

El proyecto contempla, asimismo, la adaptación de los andenes a la altura de 105 centímetros establecida para estaciones de ancho métrico y la reforma de los bordes de acuerdo a las especificaciones de la normativa de accesibilidad. Igualmente, se señalizará la presencia de ascensores, escaleras y rampas, y se instalarán encaminamientos en andenes y en el paso inferior, así como en el nuevo edículo de acceso.

Por último, las obras de mejora de la estación de Bezana, que han sido encargadas a la empresa Tragsa, incluyen la urbanización de los accesos y la instalación de un vallado de continuidad que contribuirá a ofrecer una imagen renovada de la infraestructura y la integración de todo el recinto ferroviario.

6110987